Breve historia de la escena inglesa y el Acid House

 

 

En Chicago, Ron Hardy y Frankie knuckles, empezarían a mezclar breaks[1] de Dance y Funk en The Warehouse, sonido que después se llamaría house y que heredarían Jesse Saunders y Larry Heard (entre otros) cuando empezaron a producir música electrónica con los sintetizadores de la época, sonidos con baterias brillantes vientos característicos del dance y el funk, y un toque de la esencia del sound system de New York, este era el House de Chicago[2]. En Detroit, Juan Atkins, Derrick May, Kevin Saunderson y Kenny Larkin desarrollaban el sonido característico de este lugar en particular[3], muy orientado a evocar el paisaje industrial de la ciudad de los motores, los Drum Machines serían las principales herramientas en el desarrollo de ese sonido, a tempos elevados, con un aire oscuro e hipnótico, el Roland TR-606 y el Roland TR-909 que después popularizó el gran Jeff Mills, creaban una atmósfera tensionante, los platillos brillantes, los redoblantes y palmas secos, y un Bombo con mucha reverberación que sonaba pegajoso y que marcaría el pulso de toda una revolución cultural alrededor de la resistencia afro, gay, marginada, oprimida. El sonido de la ciudad olvidada conquistaba el mundo. Dos ciudades distintas, los mismos instrumentos y la misma revolución, La música electrónica había nacido.

 

Estas Influencias llegarían a Berlín, de la mano de Carola Stoiber y Dimitri Hagemann, quienes fundaron el Club UFo que ponía música con influencias del house de chicago, el Techno de Detroit y el postpunk tan arraigado en Alemania. UFo se trasladó a un sótano de un antiguo edificio olvidado de una compañía de seguros en el centro de Berlín para transformarse en Tresor antes de la caída del Muro. Este fue el espacio que permitió la reunión de los dos lados de Berlín que hasta el momento habían estado segregados, Sven Väth sería uno de los pioneros en este espacio, llevando la música al aire libre en un grito de diversidad, amor y libertad con la creación del Love Parade. El sonido alemán que combinaba la potencia del techno con la oscuridad y frenetismo del post punk, llegaría al mediterráneo, a Ibiza, con la creación de la discoteca Cocoon de la cual Sven era dueño.

 

Sin embargo, el primer lugar donde se juntarían todos estos referentes de la música electrónica a una escala global sería San Antonio, en la misma isla española, en Amnesia más propiamente, el lugar donde el house de chicago, el techno de Detroit, el groove de Londres, el postpunk de Berlín y el new wave de Manchester, confluyen para generar un sonido único. Alfredo, Dj Pippi, y Trevor Fung fueron los responsables de cocinar esta mezcla llamada The Balearic Beats; Las cuerdas se apoderaron de las armonías con referencias flamencas e italianas, las baterías bajaron el brillo para tomar ese sonido “ochentero” apagado que contrastaba con sintetizadores clásicos de la época: El Roland Juno-106, el Roland Jupiter 8, el Prophet 05 y 08 con sonidos brillantes, filtros y polifonías, Sintetizadores con más de 3 voces y osciladores controlables, sonidos traídos de las máquinas y la repetición, que fueron desarrollando el sonido ácido característico del house de Inglaterra.

 

El panorama en Londres, se remonta a los años ’70, la comunicación del Reino Unido con Jamaica tuvo grandes frutos en el intercambio cultural, valorándose la cultura de soundsystem y pulsos en 1 y 3; el Dub, el Reggae, el Ska y el Rocksteady serían ritmos muy conocidos y venerados en la capital británica, después que Jason Mayall viniera a Colombia y al caribe a arrasar con cuanto disco de cumbia encontrara, entre esos casos, los sonidos de Jamaica también llegaron al reino unido y fueron los que más se popularizaron en el Punk de la mano de Joe Strummer (The Clash), gran amigo de Mayall.

 

La cultura del soundsystem tomaría varios rumbos. Por un lado, iría de la mano del punk, o mejor, su hijo posmoderno, el Post Punk; Bandas como The Stone Roses, The Smiths, Joy Division y Pulp. La síntesis de sonido que la cultura jamaicana conocía de primera mano permeó la música de Sheffield, Manchester y Londres. Algunas nociones de música hecha con máquinas y sintetizadores se podían evidenciar en estas primeras bandas, sonidos industriales, melodías sencillas, armonías hipnóticas y bajos muy rítmicos y bailables haría parte de las bases de la música electrónica en Inglaterra.

 

Los ritmos característicos de Jamaica, continuaron su curso en el Soundsystem; los breaks que desde los ’70 eran famosos en Nueva York con las fiestas de Studio 54, hicieron eco en la isla europea en fiestas que sonaban Disco, Funk, Dance y algunos sonidos africanos, Fela Kuti, Joe King Kologbo, sonidos del Afrobeat  que permeaban la escena de baile de londres, este sonido instrumental se llamaría Groove, e implementaría pulsos atravesados, nociones de la música hecha con cueros que invitan a mover la cadera. La naciente cultura del Hip Hop a principios de 1980, también sería de gran influencia en el soundsystem, donde lejos de formatos de bandas de Rock, la figura de un Disc Jockey acompañado de un MC tomaría un rumbo nuevo al encontrarse con los sintetizadores y las nociones urbanas propias de Londres, nacería el Jungle y de éste el drum n bass, el bass, el dubstep, y el grime.

 

El Groove, sin embargo, sería el formato que mejor se acomodó a la escena de baile al estilo norteamericano que se gestaba en Londres a mediados de los ’80, hip hop, dance, funk, afrobeat, punk y pop se juntaban en una pista de baile. El Groove, sacó al MC del soundsystem para parecerse al formato de Dj que El House y el techno imponían en Norte América. Pero fue sólo hasta el ’87 cuando Paul Oakenfold, Danny Rampling  y Nicky Holloway fueron a Ibiza a reunirse con su amigo Trevor Fung, que la isla británica se apropió de la música electrónica como la conocemos hoy. El ambiente de fiesta que ponía los Balearic Beats, sumado a los sonidos ácidos venidos de las nuevas generaciones de Chicago y Detroit, y la nueva droga llamada Éxtasis; marcarían el boom de una generación.

 

 

 

En su vuelta a Londres los tres amigos fundaron su propia discoteca llamada Shoom, donde se propuso recrear esa misma atmósfera que vivieron en Ibiza. House y Techno serían ahora los invitados principales a la hora de construir una corriente sonora. Para el primer evento en este sitio Carl Cox les prestó el sonido, éste, oriundo de Barbados y criado en Londres, era residente de la discoteca Space en Ibiza desde el ‘86 y fue otro de los grandes embajadores de el Balearic Beat y su llegada a la isla británica.

 

Margaret Thatcher, tendría el mundo bajo sus pies. La líder del partido conservador de Inglaterra y la Primera primer ministra de la historia de ese país, habría construido toda una imagen de progreso sobre éste; su apuesta por la libre empresa, sus morales victorianas y la idea de libertad económica, había referenciado todo el sueño neoliberal en una nueva prosperidad inglesa. En los ‘80s Inglaterra era vista desde afuera como el centro del planeta, sin embargo, la situación al interior no era muy favorable; mientras el mundo veía la cordialidad de la Princesa Diana o el capitalismo exacerbado como signo de prosperidad, muchas personas sufrían la represión de un sistema que no estaba diseñado para ellas, la cantidad de restricciones que imponía el gobierno, más la falta de garantías para los y las trabajadoras, criaron una generación de clase media baja que no tenía mucho más que hacer que estuviera dentro de la legalidad que hacer deporte, el fútbol fue el preferido y las barras bravas fueron los sitios de socialización. Una cultura alrededor del licor y el fanatismo combinado con una sensación de inconformismo y un aire violento, hicieron que los Hooligans tomaran mucha presencia en la sociedad inglesa. Las peleas frecuentes y los combos de hombres borrachos buscando algo para dañar, hicieron del espacio urbano un territorio del miedo.

 

El verano de 1989 fue la temporada más caliente en los últimos 300 años, Margaret cumpliría 10 años en el mandato, pero un aire de esperanza y de libertad se respiraba en todo el planeta. En julio de ese año Botha invitó a Nelson Mandela a tomar el té, Klerk tomaba el mando de Sudáfrica y más tarde en el año liberaría algunos prisioneros. El 15 de abril de ese mismo año y hasta el 4 de junio, Los estudiantes del Movimiento Democrático se congregaron en la plaza de Tanaimen en Beijing para protestar contra la represión del gobierno chino, evento que desafortunadamente terminó en el asesinato de muchos de los y las  protestantes. Este año sería el último año del régimen Militar en Chile, el mismo año de la toma del palacio de Justicia, evento que sería clave en la creación de la constitución del ’91 en Colombia, Más tarde ese mismo año, caería el muro de Berlín. El mundo entero tenía aires de cambio y de revolución. Inglaterra no sería la excepción.

 

“Por esos tiempos teníamos a Margaret Thatcher diciendo -acá no hay tal cosa como la sociedad-“ [4] Su política del sálvese quien pueda, del más fuerte sobrevive, no permeó en todas las partes de la sociedad inglesa. Las nuevas generaciones en Inglaterra lucharían por tener espacios seguros y fueron las pistas de baile los lugares que lograron integrar toda esta sociedad segregada, la llegada de la nueva música acompañada de la nueva droga, el éxtasis, hicieron de la pista de baile un espacio fraterno.

 

En Londres, Danny Rampling era el rey de Shoom, Nicky tenía Trip y Paul sería el creador de  Spectrum (una fiesta exclusiva de acid House) los lunes y Future los viernes. Manejaban la música del espacio más vanguardista de la época, los sonidos del Balearic Beat fueron los responsables de poner a toda una horda de muchachos y muchachas de distintas edades, etnias, preferencias sexuales y fanatismos futboleros en un solo espacio. La sensación de empatía y sincronía que generaba el Éxtasis, era el amplificador perfecto para potenciar el baile y la sensación de seguridad dentro de estos espacios. La Música, hipnótica, repetitiva, introspectiva, psicodélica, era un gran medio para generar ambientes, paisajes sonoros que pusieran al público en una misma sincronía.

 

En Manchester, New Order la banda que fue el resurgimiento de Joy Division después de la muerte de Ian Curtis, fue la precursora de la escena de esa ciudad; Crearon The Hacienda, un sitio que en el principio fue destinado para que las bandas aliadas de la escena de Post Punk de Manchester pudieran tocar. Hasta el ’89 el sitio que vio surgir a The Stone Roses, Happy Mondays, The Smiths entre muchas otras bandas de la época, el que fue  templo del post punk,; ahora sería templo de la cultura Rave, haciendo que todo lo que girara alrededor del Acid House en Manchester estuviera relacionado con The Hacienda.

 

Durante los conciertos de estas bandas, había baile y fiesta, y quien era el encargado de administrar los sonidos de esas noches era un joven francés Laurent Garnier, quien sería inspiración para que muchas de estas bandas icónicas del Post Punk agarraran los osciladores y metieran un poco de la esencia de la música electrónica a sus repertorios. Laurent quien tocaba bajo el nombre de DJ Pedro, iría a Nueva York a finales de los ‘80 donde conocería a Frankie Knuckles, de quien heredaría mucho del sonido de chicago. Volvió a Francia a hacer escena en el Wake Up Club de Paris a principios de los ‘90, sin embargo, su legado en el acid House se vería muy activo, sus producciones para su sello Attack que se caracterizaban por el uso del TR 303 acompañado de los bombos Punchy del Roland 909, serían norma en la producción de techno en Inglaterra por toda la década de los ‘90.

 

 

 

Sin embargo, a principios de la década la demanda de fiestas era tan masiva que los sitios no daban abasto, y debido a las restricciones del gobierno Thatcher, era imposible sacar permisos para hacer fiestas que duraran toda la noche. Jeremy Taylor, Promotor y productor de Fiestas de formato Bowl, un espacio de salón donde niños de escuelas públicas se iban a emborrachar y a explorar sus sexualidades, noches de erotismo guiado por el licor en los cuerpos de los y las jóvenes londinenses, pasaban a un segundo plano cuando Jeremy decide hacer una incursión en los nuevos formatos de fiesta, El nacimiento del Rave vendría de la mano de este empresario. Replicando las fiestas tipo Warehouse, muy reconocidas en Berlín y en Detroit donde se comenzaron a adaptar lugares abandonados o en deterioro para hacer fiestas clandestinas en la periferia de Londres.

 

En un principio se adaptaban lugares con aforos de 100 a 300 personas, y se daban las indicaciones del sitio mediante publicidad con un número telefónico en los periódicos de la ciudad. El número te daría la referencia de un sitio donde se hallaría una persona que te daría las indicaciones para llegar a el sitio secreto. Las Fiestas fueron creciendo en demanda de público hasta alcanzar aforos de 4.000 a 10.000 personas, La cultura Rave nacería en estas fiestas; La mentalidad abierta a nuevas experiencias, la idea de ocupar espacios que no estaban destinados a la fiesta, un concepto de invasión que iría de la mano con el exoticismo del cyberpunk y el steampunk, estilos de tendencia que serían hijos del movimiento Rave, actitudes anárquicas y libertinas serían los ingredientes para hacer el segundo verano del amor (second summer of love) haciendo referencia al movimiento hippie de los ‘60s y ‘70s que pretendía cambiar el mundo con la música.

 

Los Raves fueron el sitio perfecto para encontrarse con los soundystems de guerrilla urbana que proponían los nuevos movimientos del dub y el drum ‘n bass, Formatos que pretendían hacer espacios de fiesta en espacios urbanos poco habitados o  poco activados, las partes bajas de puentes, canchas olvidadas, barreras urbanas, fueron los lugares donde los breaks de la ciudad y los delays de los sonidos jamaicanos se encontrarían. El aire anárquico del Rave sería muy apetecido por los asistentes de la cultura del Drum ‘n Bass. El Rave crecería y se expandiría a Manchester.  Las Exploraciones sonoras del irlandés Richard James, más conocido como Aphex Twin, serían muy codiciadas en la ciudad industrial, producciones que eran la evolución del post punk, el ambient y el techno serían muy preciadas en este lugar, New Order de Manchester, Underworld de Cardiff, Chemical Brothers de Londres y Autechre de Manchester serían las bandas que harían los sonidos de tendencia en la isla a mediados de esta década.

 

La sociedad de consumo ya se habría apropiado de la cultura Rave para mediados de los ’90, y todo un estilo de ropa, consumo, maquillaje, eventos, música, entretenimiento se había apropiado del estilo Rave; peinados raros y ropa holgada, gafas de sol, y una actitud de liberación marcaron la tendencia del estilo Rave. Y es esta misma masificación la que trae un consumo irresponsable, la gente no iría a las fiestas por el espacio de integración, ni si quiera por el ánimo de romper esquemas y salir de la ciudad, la música no sería importante y menos lo sería la lucha y resistencia política que este género evocaba en el principio. Drograse, pasarla bien y abstraerse de la realidad era el primer objetivo en esta nueva onda de ravers de consumo.

 

 

 

 

En 1991 Pete Tong, DJ radicado en Londres, locutor de la BBC Radio 1 y amigo de Paul Oakenfold y Danny Rampling, iniciaría lo que sería el programa radial más exitoso de la historia de la música electrónica en Inglaterra, The Essential Selection, programa que después se llamaría Essential Mix y que aparecería con una única sinopsis, “Pete Tong with the dance music that matters”[6][7] como un dictamen muy claro sobre lo que se debía escuchar en la isla para esa época.

 

Las fiestas fueron creciendo de 10.000 a 20.000 espectadores, la policía intentando penetrar en las líneas de celular para saber dónde se darían las fiestas, haciendo trucos para hacerse pasar por ravers y así obtener los datos de la locación, e incluso hasta haciendo redadas bloqueando las vías de tránsito a donde pasarían estos jóvenes para llegar a los lugares de las raves. la producción, sin embargo, era igualmente astuta, cuenta Chalie Colston-Hayter promotora de las Raves Sunrise en 1989, que solían tener varios  lugares de reserva en caso que todo saliera mal[8], los policías interceptaban las líneas donde se darían las instrucciones del venue, pero los mismos promotores tendrían otras herramientas para la difusión de los eventos. Las estaciones de radio clandestinas serían los espacios predilectos para darle difusión no sólo a esta música que era de público muy específico, y que pretendía darle un espacio no sólo para el marketing de este formato de fiestas, sino una voz a producciones musicales nuevas, estilos, puestas en escena, espacios de conversación, crítica y discusión sobre las Raves. Ahora había toda estructura mediática dedicada a darle difusión a los remas relacionados con la cultura rave. Fueron estos espacios los que permanecieron metidos en la sociedad inglesa hasta la actualidad.

 

Durante la primera mitad de la década de los 90, las Raves comandaron la escena electrónica de Inglaterra en su mayoría, sin embargo, las mismas estaciones de radio y la necesidad de tener ambientes que evocaran la tranquilidad de estas fiestas fuera del murmullo y el frenetismo de los eventos darían paso a nuevos sonidos que referenciaban a la ciudad, la parte industrial, sonidos más serios y menos fiesteros empezaron a resonar en las estaciones de radio en Manchester y Londres particularmente.

 

Dos casas disqueras fueron las principales pioneras de un nuevo sonido para oídos un poco más demandantes de la música electrónica. La primera fue Warp que fue creada en 1989 en Sheffield y que se trasladó a Londres en el 2000 para continuar hasta la actualidad.  Y la segunda sería R&S records creada en el ‘94, una casa disquera de Bélgica que sería la cuota menos comercial. Producciones de artistas como Richie Hawtin, Aphex Twin, Boards of Canada, Autechre, LFO y Nightmares on Wax serían los cortes sónicos que transmitirían estas casas disqueras en las estaciones de radio. R&S sería la encargada de traer algunos de los nuevos sonidos del, lanzamientos de artistas como Josh Wink  y Joey Beltram de estados unidos, Jaydee de Alemania, Cj Bolland de Bélgica, entre otros creando sonidos fuera de lo comercial con géneros desde el trance al acid techno.

 

 

 

El trance dominaría la segunda mitad de la década e incluso hasta principios del nuevo milenio. Ese sonido de estar volando entre nubes a 137 bpm sería la clave para enganchar a mucho público de la escena rave que quería sonidos más fáciles de escuchar, música mucho más comercial. Sin embargo, una escena más underground con sonidos inspirados en las fábricas y los grandes espacios suburbanos poco activados, la esencia de las ciudades olvidadas de nuevo se colaría como inspiración para una nueva generación de ravers, djs y productores.

 

Emmanuel Top Dj Francés tendría gran éxito en  todo el reino unido imponiendo un sonido muy oscuro y ácido, esta vez, bajos acompañando los pulsos y bombos con mucha reverberación y ataque, un sonido industrial que le sentaría muy bien a una nueva generación británica que buscaba espacios más pequeños y personales, aforos de 100 a 300 personas, poca indumentaria escenográfica y arquitectura cruda; las fiestas tipo Warehouse volverían a la vida y de la mano del acid techno por toda la segunda mitad de la década de los 90 y hasta la fecha.

 

Un dúo de DJs escoceses sería el encargado de desarrollar todo este sonido de principios de siglo. Slam, Stuart McMillan & Orde Meikle, radicados en Glasgow, serían los responsables de construir la escena que rápidamente se propagara por pequeñas y grandes ciudades inglesas, Perc en Cambridge, British murder boys (Surgeon & regis) y Rebekah en Birmingham, Paula Temple en Preston, fueron los y las principales abanderadas de difundir el sonido industrial por toda la isla, sonido que se sostendría hasta el sol de hoy.

 

Perc Trax casa disquera de Ali Wells (Perc) sería una de las principales responsables de la difusión de estos sonidos, radicada en Londres, llevó el sonido oscuro e industrial a la ciudad cosmopolita y vanguardista. Surgeon, Truss, Blawan, Karenn, Shifted, Regis, MPIA3 Perc, Fe’Male, Rebekah, fueron algunas de las grandes figuras de esta casa.

 

 

El olor de los bajos quemándose y los monitores ardiendo, las raspaduras y sonidos agresivos, la violencia de los beats y la fuerza de los pulsos fueron los ingredientes de este sonido inglés que se tomaría el mundo a finales de la primera década del nuevo milenio.

 

Sin embargo esto sucedía en la escena underground mientras una escena más comercial heredada del sonido de chicago y nostálgica de los sintetizadores ochenteros tendría gran presencia en las fiestas londinenses, y con él un gran cambio, una ola de Djs y presentadoras de radio, mujeres que harían su historia en un espacio históricamente dominado por los hombres. Nombres como el de Nicole Moudaber, Hannah Wants, B-traits, Monki, Annie Mac, Uschi Classen, Andrea Parker, entre otras vendrían a mezclar techno y House de todo el mundo en programas de la BBC radio 1.

 

 

 

Esta ola de mujeres comandando los sonidos de los medios, creó escena con otros medios, pero con recursos sonoros muy similares a quienes en un principio se apropiaron de el sonido de una isla española para reventarla con mucho éxito en su país de residencia, sin embargo, la labor de todas estas mujeres en la radio, y la creación de escena, desde la gestión de fiestas a hasta la curaduría de los programas radiales más escuchados del planeta, es todo alrededor de la música, de buscar los sonidos que hacen bailar y que van a la vanguardia, no alrededor de los espacios lucrativos. Estas mujeres entendieron que más que un negocio, la música electrónica es un espacio de resistencia y de fraternidad, estas mujeres entendieron que hay mensajes que se pueden transmitir por esta música y que son necesarios para la identidad que se genera alrededor de estos sonidos; Mensajes de amor, fraternidad y respeto[9] empiezan a pesar en una escena que víctima de la sociedad de consumo tomaba un rumbo insulso, el aporte de estas mujeres a la escena comercial de la música electrónica en inglaterra le dio como alguna vez pasó en Detroit, un aire de democratización de la música, espacios de escucha abierta donde se trataban muchos temas que en las Raves, Warehouses, y discotecas se veían ahogados. Conflictos de género, discusiones sónicas, historias de producción y muchos otros temas relacionados con las dinámicas de las fiestas y espacios de la música electrónica, encontraban un espacio muy importante en la escena de un País.

 

Tal vez vaya siendo hora que en Colombia vayamos construyendo ese tipo de espacios, no sólo frente a la música comercial, sino a las fiestas clandestinas y la escena underground de la cual tanto nos ufanamos los y las bogotanas.  Estos espacios deben tener una voz propia en una escena que cada vez está más en los oídos de los y las colombianos. Pez Alado pretende ser esa voz, la voz de las ravers, la herramienta para construir espacios de seguridad y fraternidad en la escena los calo que los pide a gritos.

 

 

Para ilustrar mejor esta historia hicimos un Mixtape con algunos temas representativos de este movimiento. encuéntralo en el siguiente link: 

 

https://www.mixcloud.com/julian-andres-restrepo-buitrag/mixtape-16-road-to-acid-house/

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

REF.

 

https://crackmagazine.net/article/long-reads/tresors-founders-continue-to-fan-the-flames-of-berlins-nightlife/

 

https://boilerroom.tv/balearic-beat/

 

https://thump.vice.com/en_us/article/jpn7nx/in-order-to-dance-the-story-of-rs-records

 

https://www.residentadvisor.net/dj/trevorfung/biography

 

https://www.youtube.com/watch?v=A-XrlMpwEuM&frags=pl%2Cwn

 

https://www.youtube.com/watch?v=SZaUCYLoEks&frags=pl%2Cwn

 

http://www.redbullmusicacademy.com/lectures/steve-beckett-the-warp-factor

 

https://www.residentadvisor.net/dj/autechre/biography

 

https://www.youtube.com/watch?v=jN1XUBrwp5A

 

https://www.theguardian.com/music/2007/aug/12/electronicmusic

 

https://www.youtube.com/watch?v=KxBCaMvBH5c

 

https://www.residentadvisor.net/dj/dannyrampling/biographyç

 

http://benkellydesign.com/hacienda/

 

 

https://www.clashmusic.com/features/renaat-vandepapeliere-interview

 

https://www.allmusic.com/artist/laurent-garnier-mn0000140786/biography

 

https://www.residentadvisor.net/features/1774

 

http://www.miaminewtimes.com/music/throwing-parties-in-lebanon-nearly-cost-nicole-moudaber-her-freedom-7899874

 

 

https://social.shorthand.com/hallig4n/uyPxqfBIS5e/the-evolution-of-electronic-music-and-its-influence-on-uk-culture

 

https://www.residentadvisor.net/features/2867

 

http://www.thewildcity.com/features/2560-a-brief-history-of-perc-trax

 

https://noisey.vice.com/en_us/article/a337mb/history-smiley-face-acid-house-rave-culture

 

 

 








 

 

 

[1] Sección de una canción donde suena el beat y un acompañamiento instrumental (no vocals)

[2] Véase también note sobre house de chicago, Pez Alado

[3] https://www.residentadvisor.net/features/1382 RA - Real Scenes: Detroit.

[4] Dave Haslam- Dj- The Summer Of Rave 1989 - BBC

[5] Nombre técnico para un escenario de fiesta.

[6] https://genome.ch.bbc.co.uk/cb409c4a95054f17a75888f1b54b60a6

 

[7] Pete Tong con la música dance que importa

[8] Summer of Rave 1989 – BBC (27’)

[9] http://www.miaminewtimes.com/music/throwing-parties-in-lebanon-nearly-cost-nicole-moudaber-her-freedom-7899874

 

 

 

 

 

 

 

 

Julián Andrés Restrepo Buitrago
Martes, 28 de julio de 2018.
Bogotá DC.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Publicaciones Recientes
Please reload

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Spotify - círculo blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
LA FIESTA SERÁ FEMINISTA